fbpx

¿BAJARÁN LOS PRECIOS DE LAS CONSTRUCTORAS?

Desde que empezó la CUARENTENA mucho se ha dicho sobre el precio de las propiedades, afirmando que bajaran entre un 10 %, 20% y hasta 30%. La verdad es que para hacer tales afirmaciones hay que tomar en cuenta que éste es un fenómeno muy diferente al que ocurrió en la época del colapso de la burbuja inmobiliaria (año 2008) donde los precios bajaron por la especulación. Tampoco estamos atravesando una guerra civil, hiper inflación o terrorismo.

Si bien es cierto, la pandemia del coronavirus ha afectado innegablemente la economía de muchas familias, también es cierto que el nivel de gasto de otras familias se ha reducido en compras de otros rubros como lo son viajes, salidas a conciertos y eventos, artículos de lujo, entre otros.

Podría decirse que en épocas de crisis en lo que se deja de gastar es en lo que no se constituye en una necesidad primaria, por esta razón el sector alimentos y salud no se han visto afectados porque sí son de necesidad primaria. Tomando como referencia esta comparación… ¿Es la vivienda una necesidad primaria? Para unos sí y para otros no. Aún sigue habiendo una alta demanda insatisfecha y la oferta no llega a cubrirla.

Siempre se ha dicho que invertir en bienes raíces es una inversión segura. Mientras la demanda sea mayor que la oferta siempre habrá un público dispuesto a continuar con su intención de compra. Es cierto que en toda compra inmobiliaria suele haber un “tira y afloja” (negociación), sin embargo, las constructoras no han tirado sus precios hacia abajo como ciertas noticias sensacionalistas habían predicho, y esto se debe a que no es lo mismo reducir el precio de un servicio (estudios universitarios, servicios de belleza, etc.), al precio de un bien. Una constructora invirtió en la compra de un terreno, planilla de trabajadores, materiales, entre otros; sumado a esto, los protocolos exigidos por el Ministerio de Vivienda son costos adicionales que asumirán las constructoras, lo cual hace que sus costos se incrementen.

Sin embargo, no todo es malo pues varias constructoras ya han tomado iniciativas importantes al aplicar DESCUENTOS que antes veíamos solo en FERIAS INMOBILIARIAS haciendo que sea un buen momento para comprar, además de apoyar algunas de fraccionando el pago de la cuota inicial.

OJO no permitas que te deslumbren ofertas de inmobiliarias poco conocidas pues también podría salirte caro, es mejor dejarte asesorar.

Los bancos son conscientes de que su rol principal es vivir de los créditos de consumo y también de los hipotecarios y si bien en un inicio de cuarentena aumentaron sus tasas para préstamos hipotecarios por el riesgo, poco a poco ya están volviendo con ayuda del BCR a ofrecer tasas razonables, además como en el caso del BBVA durante el mes de mayo asumiendo gastos de tasación, notariales y registrales para los desembolsos efectuados este mes.

Miremos el panorama con optimismo y dejemos las especulaciones, pues mucho daño le hacen a nuestra economía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *